Jutba sobre el cambio de qibla

sábado, 16 de julio de 2011
Dice Allah en el Corán: te hemos visto mirar al cielo con insistencia y vamos a darte una dirección que te satisfaga: vuelve tu rostro hacia la mezquita inviolable, y dondequiera que estéis, volvedlo en dirección a ella. Los que recibieron el Libro saben que es la verdad procedente de tu Señor, pues Allah no está ajeno a lo que hacen.
Hasta la revelación de este ´ayat los musulmanes rezaban en dirección a Jerusalén donde se encontreaban los restos del oratorio de Salomón, conocido en la Meca como el Oratorio Lejano. Esto era así porque Allah era el mismo y único Dios que se reveló a ls profetas de Israel. En la mente de los antiguos árabes, tanto el Templo de Salomón, como el Ka´abah de Meca eran conocidos como casas de Allah. El primero había sido destruído y el segundo subsistía, pero con muchos ídolos que oscurecían el vago recuerdo que había del Verdadero y Único Dios.